miércoles, 8 de enero de 2014

Biografía de Soong Ching-ling

La gloriosa vida de Soon Ching-ling impresionó profundamente al pueblo. Un amigo suyo dijo que parecía una bella y suave flor pero que en el fondo de su corazón era como un león tratando de escapar de una trampa. Ganó reputación como la mujer china más grande del siglo XX. El Partido Comunista de China la elogió como el orgullo de la nación china y la gema de la nación.

La Revolución de 1911 liderada por Sun Yat-sen derrocó al gobierno de la Dinastía Qing, acabando con las dinastías feudales que habían durado más de 2.000 años. En el otoño de 1913, Soong Ching Ling visitó a Sun Yat-sen. Un sentimiento especial creció entre dos personas de edades muy diferentes. Soong Ching Ling, de 21 años, tomó la decisión más importante de su vida: casarse con Sun Yat-sen.

Fue el 25 de octubre de 1915. Sun Yat-sen, de 49 años, y Soong Ching Ling, de 22 años, se casaron. Soong Ching Ling dijo que fue el día más importante de su vida.

El matrimonio con un revolucionario indudablemente significaba que tendría que ir de un lado a otro y afrontar peligros en los días venideros. Con el paso del tiempo, Soong Ching Ling entendió más profundamente la revolución de Sun Yat-sen y aprendió los métodos necesarios para hacerla. La muchacha simple se convirtió en una veradera revolucionaria. Estaba enormemente influenciada por el espíritu intrépido de Sun Yat-sen y su lucha por la madre patria. Ella mantuvo su inflexible camino bajo la orientación de él durante todo el tiempo. El 12 de marzo de 1925, Sun Yat-sen murió. Soong Ching Ling fue elegida para el Comité Ejecutivo Central del Kuomintang en el Segundo Congreso Nacional del partido. Entró sola en la arena política. Dijo: “¡Debo hacer todo lo posible y animar a otros a continuar la causa de mi marido!”

En el invierno de 1932. A comienzos del año, las tropas japonesas atacaron Shanghai. Actuando así, Soong Ching-ling demostró ser una mujer resuelta. Ella estaba en la primera línea para saludar a los soldados y recaudar dinero y suministros para ellos. Ella estableció el Hospital Nacional de Shanghai para los Soldados Heridos. Soong Ching Ling dijo: “Estoy firmemente convencida de que China será capaz de resistir cualquier agresión de los japoneses y que debe y sabrá recuperar la tierra perdida”.

Cuando Soong Ching-ling estuvo en Hong Kong en 1941, lanzó el Movimiento Un Tazón de Arroz. El Movimiento Un Tazón de Arroz instaba cobrar un poco más por un tazón de arroz en los restaurantes. El dinero extra sería usado como ayuda para los refugiados de guerra.

Gracias al constante llamado de Soong Ching-ling, hubo una rápida respuesta desde el otro lado del Pacífico. Un movimiento Un Tazón de Arroz se desarrolló en Estados Unidos para apoyar la guerra en China contra la agresión japonesa. Más de 300,000 dólares USA fueron recaudados en un solo día.

El 15 de agosto de 1945, los ocho años de la guerra anti-japonesa llegaron a su fin con la victoria del pueblo chino. Después de la guerra contra Japón, comenzó su labor de ayuda social. En diciembre de 1945, rebautizó la Liga para la Defensa de China como Fondo de Bienestar Social de China. Se lanzó a la empresa del bienestar cultural y a cuidar a los huérfanos de la guerra. Abrieron tres orfanatos en Shanghai. Ayudaron a estos huérfanos a convertirse en maestros de otros niños. Posteriormente, estos “jóvenes maestros” se convirtieron en la columna vertebral de diferentes industrias tras la liberación.

En julio de 1946, Chiang Kai-shek rompió su acuerdo de paz con el Partido Comunista y atacó las zonas liberadas. La sombra de la guerra civil cayó sobre China.

Soong Ching-ling hizo conocida una vez más su firme actitud política con sus acciones. A través del Fondo de Bienestar Social de China, ayudó a las zonas liberadas a obtener “su parte correspondiente” de la asistencia de la Administración de Rehabilitación y Ayuda de las Naciones Unidas y de otras organizaciones semioficiales..

En enero de 1949, el Partido Comunista de China invitó a Soong Ching-ling a viajar al norte para tomar parte en la nueva Conferencia Consultiva Política del Pueblo Chino. No tardó mucho en que recibieran una respuesta suya. Soong Ching-ling declaró “mi espíritu estará con ustedes por siempre”.

En septiembre de 1949, se celebró en Beijing la I Sesión Plenaria de la Conferencia Consultiva Política del Pueblo Chino. Soong Ching-ling fue elegida vicepresidenta del Gobierno Popular Central a los 56 años de edad y en la tribuna se sentó a la izquierda de Mao Zedong. Posteriormente, como fundadora de la Nueva China, Soong Ching-ling asistió a la ceremonia de fundación de la República Popular China.

Como líder de la Nueva China, Soong Ching-ling estaba dedicada a sus deberes oficiales. Un día de 1950, el primer ministro, Zhou Enlai, la visitó y le sugirió preparar una revista en inglés para lectores occidentales. Informar a Occidente sobre el entusiasmo del pueblo chino en la reconstrucción y los cambios de China, era exactamente lo que Soong Ching-ling quería hacer. Ella le dio a su nueva revista el nombre de China Reconstruye.

En 1950, Soong Ching-ling, Zhou Enlai, Guo Moruo y otros líderes participaron en la campaña internacional de firmas por la paz. En 1951, el gobierno de la Unión Soviética confirió a Soong Ching-ling el Premio Internacional Stalin de la Paz.

Tras la fundación de la República Popular China, el deber más importante de Soong Ching-ling fue realizar visitas amistosas a países extranjeros. Fue cálidamente acogida en cada una de las naciones que visitó.

El Instituto de Bienestar Social de China lo fundó a iniciativa de Soong Ching-ling. Luego de la fundación de la Nueva China, Soong Ching-ling rebautizó al Fondo de Bienestar Social de China como Instituto de Bienestar Social de China. Este instituto desarrollaba estudios sobre maternidad, atención a la salud infantil y educación de niños. Soong Ching-ling inició la publicación de Infancia, la primera revista de la Nueva China para los niños. Además, donó el dinero del Premio Internacional Stalin de la Paz para construir el primer hospital de salud materno-infantil de la nueva China, no mucho antes de que se abrieran instalaciones de este tipo a lo largo y ancho del país.

Jiang Zemin declaró: “La camarada Soong Ching Ling fue una gran luchadora por el patriotismo, la democracia, el internacionalismo y el comunismo, una prominente activista internacional, una pionera más que probada, defensora de la paz mundial y una destacada miembro del Partido Comunista de China. Su nombre vive en los corazones de todos los chinos dentro y fuera del país y es respetado y admirado por muchos buenos amigos del mundo. Fue el orgullo de la nación china y la gema del país”.

Fuente: http://espanol.cctv.com/program/Documental/20050905/101853.shtml